Gladys Lobo, de 55 años de edad, se traslada junto a su hijo por la carretera Panamericana cuando una bala perdida ingresó al vehículo donde se desplazaban y le quitó la vida.

Trascendió que Lobo como todas las tardes era recogida por su hijo en Los Teques para trasladarse hasta su vivienda, cuando circulaban por el kilómetro 33 de la carretera Panamericana una bala atravesó el parabrisas trasero y se incrustó en su cráneo.

La mujer se desmayó, su hijo se percató de que estaba herida y la llevo al CDI, en el sector Puerta Morocha, donde le prestaron los primeros auxilios. Como se trataba de una herida delicada, la trasladaron al hospital Victorino Santaella de Los Teques, donde no pudieron atenderla por falta de neurólogo y de tomógrafo. Luego la refirieron al hospital Pérez Carreño, donde fue ingresada en estado de coma.

Lobo trabajaba  en una peluquería en Los Teques y su hijo en San Antonio de Los Altos. A diario él la buscaba para irse juntos a su casa en el sector El Jabillal, cerca de Tejerías. La víctima era madre de tres hijos y abuela de cuatro niños.

El Nacional

Comments

Dejar una respuesta