La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) considera que introducir números en un grupo de Whatsapp sin el consentimiento expreso de los propietarios es ilegal y vulnera el derecho a la privacidad. Esa es la conclusión de la AEPD a un procedimiento abierto por un ciudadano contra el Ayuntamiento de Boecillo (Valladolid).

Un concejal de dicha localidad creyó que era buena idea incluir los teléfonos de 255 de los vecinos en un grupo de la aplicación de mensajería en el que se les haría llegar información sobre el Ayuntamiento. Pero uno de esos vecinos denunció la acción y las autoridades le han dado la razón.

La AEPD pidió detalle al Ayuntamiento sobre el consentimiento de los miembros del grupo y sólo pudo justificar la aprobación de 37 personas. Eso elevaba el número de infracciones graves cometidas por el consistorio a 218. Se librará de la multa porque el grupo fue cerrado en cuanto llegaron las primeras protestas de los miembros involuntarios.

La decisión de la Agencia de Protección de Datos tiene que ver con el hecho de que los miembros de cualquiera de esos grupos puede ver el teléfono de los demás integrantes, lo que vulnera el derecho a la intimidad.

Ahora, si odias esos grupos, estarás frotándote las manos.

HUFFINGTONPOST

Comments

Dejar una respuesta