No se cuidó de las marcas. La estrella de realities de televisión Kim Kardashian, se ve envuelta en una nueva polémica por las publicaciones que realiza en las redes sociales. Su ya famosos selfies serían los causantes de una demanda de más de 100 millones de dólares por parte de una marca de accesorios de celulares.

SnapLight, propietarios de un diseño para el celular, el cual es un case con luces led en lso bordes para que te puedas tomar fotos en la oscuridad, presentó una demanda pública a la socialité por usar un producto que lo asocia a otra marca, LuMee.

La promoción de este case ocasionó que Kardashian reciba este anuncio, y aunque la elimincación de las publicaciones podría ser solución suficiente, los dueños de la marca han pedido que por cada seguidor que tiene en Instagram, ella le tendrá que pagar un dólar, entonces… serían más de 100 millones de dólares que tendría que sacar Kim de su cuenta de ahorros.

Aunque esta noticia suene jalada de los cabello, según el portal TMZ, la demanda ya se ha hecho oficial en el estado de California.

WAPA

Comments

Dejar una respuesta