La primera candidata transgénero del Miss Universo, Ángela Ponce, lamentablemente no logró ingresar al cuadro de las 20 finalistas para optar por la corona.

Pese a no haber clasificado, la candidata se robó y se quedó en los corazones del público.  La organización del certamen,  cedió un espacio para contar a través de un breve video la historia de Ángela y reconocer que cambió la historia al ser  la primera mujer transgénero en competir por el título.

“Somos seres humanos y tenemos que hacernos la vida más fácil los unos a los otros(…) No necesito ganar el Miss Universo, necesito estar aquí”, fueron las palabras de Ángela Ponce al finalizar el video.

Tras culminar la proyección, fue invitada a desfilar por última vez. Se quitó la banda, alzó los brazos y recibió los aplausos del público.

Leer más en: VAD 

Comments

Dejar una respuesta