El jefe de gobierno en funciones de España, Mariano Rajoy, fracasó en su primer intento de obtener un voto de confianza del Parlamento para formar un nuevo Ejecutivo después de las segundas elecciones generales.

Rajoy recibió 170 votos de la Cámara, integrada por 350 diputados, pero necesitaba la mayoría absoluta (176) para ser investido. Tendrá otra oportunidad el viernes en la segunda sesión, aunque lo más seguro es que vuelva a ser derrotado si ningún partido de oposición cambia su posición o se abstiene.
La derrota de Rajoy era de esperarse, con la negativa de mantenerlo en el poder del Partido Socialista Obrero Español, la segunda fuerza en el Parlamento que con 85 escaños era determinante para la votación.

Rajoy replicó que Pedro Sánchez, presidente de PSOE, “pasará a la historia porque va a provocar que por tercera vez en un año se vaya a elecciones”, algo inédito en el país. Los comicios serian el 25 de diciembre.

“En vista de las obcecadas posiciones de los partidos, unas terceras elecciones son probables”, dijo Antonio Barroso, analista político español del gabinete.

EL NACIONAL

Comments

Dejar una respuesta