Madrid se encargo de darle apertura el segundo “burdel de muñecas” en España, el mismo cuenta con cuartos de colores, sabanas blancas y mujeres de plásticos para complacer los diversos gustos y preferencias de los hombres.

Las distintas opciones del cliente se ofrecen en el momento de hacer la reserva. Como era de esperar, hay distintos perfiles: rubias, morenas, con distintas etnias. Los precios del servicio van desde los 80 hasta los 960 dólares, dependiendo del tiempo.

Según indicó a El País el socio de Luxury Agency Dolls, Sergio Aparicio, el tema genera polémica en relación a los beneficios que pueden tener este tipo de objetos a los hombres y también por cómo queda la figura de la mujer y los encuentros sexuales entre personas.

Daniel García,  cofundador, defendió su proyecto y aseguró de que se trata de un juguete sexual más, como pueden ser un consolador, un dildo o una fusta. En este sentido aseguró  que las muñecas aportan mucho en el sexo y a la pareja.

Resultado de imagen para el primer burdel de muñecas sexuales en Madrid
El País

Esta idea no ha gustado a todos los sectores de la población. Los más críticos aseguran que este tipo de servicio favorece la deshumanización de las mujeres, relegándolas a objetos meramente sexuales.

Fuente: VAD

Comments

Dejar una respuesta