El diputado y presidente de la Comisión de Política Exterior del Parlamento venezolano, Luis Florido, criticó este jueves la decisión tomada por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), con respecto a la aprobación del presupuesto 2017 sin previo estudio de la Asamblea Nacional (AN). “Es una aberración jurídica del TSJ aprobar el presupuesto 2017.”

Florido aseguró que esta medida traerá consecuencias penales por la violación del orden constitucional.

El parlamentario calificó como abandono de cargo las actitudes del presidente Nicolás Maduro tras no cumplir con los requisitos de la Constitución de Venezuela.

Asimismo, indicó que la consulta popular se realizará. “No van a poder impedir el revocatorio porque los venezolanos quieren cambio”.

Por otro lado, dijo que en los próximos días abordarán el tema de los 13 magistrado del TSJ; y destacó que la presencia del Vaticano en el diálogo nacional es bienvenida, aunque cree que el Ejecutivo está dispuesto a sentarse en un mesa de negociación “para ganar tiempo y mantenerse en el poder”.

EL CARABOBEÑO

Comments

Dejar una respuesta