Fotografía Archivo

El sector privado afronta una situación inédita desde 2017 en la que los trabajadores abandonan los empleos muchas veces sin renunciar porque el ingreso no compensa los gastos para mantenerse en el sitio de trabajo, señaló Maryolga Girán, asesora laboral: “El problema de los empleadores ya no es el ausentismo por un día o dos a la semana, sino el abandono definitivo del puesto”.

Comments

Dejar una respuesta