Carmen Susana Duijm Zubillaga, mejor conocida como Susana Duijm, pasó a la historia por ser la primera venezolana y latinoamericana en ganar el concurso “Miss Mundo”.

Susana Duijm nació en El Paraíso, Caracas el 11 de agosto de 1936. Hija de Abraham Duijm, inmigrante judío de Suriname y de Carmen Zubillaga, natural de Aragua de Barcelona, estado Anzoátegui. De cabello negro, ojos café oscuro y 1,74 m de estatura, Duijm vivía en la urbanización Bello Monte y trabajaba como recepcionista en la Ciudad Balneario Higuerote cuando ganó el concurso de Miss Venezuela 1955, realizado en el Salón Naiguatá, del hotel Tamanaco de Caracas, el sábado 9 de julio de 1955.

Con Susana Duijm inicia una historia de éxitos para las mujeres venezolanas en el mundo de los concursos de belleza internacionales.

Carmen Susana Duijm Zubillaga, espigada morena de ojos negros representante del Estado Miranda, con el apoyo de un grupo de personas (que se convierten en sus protectores), logra ganar la corona de Miss Venezuela 1955 de una forma por demás significativa, ya que lo consigue a través de los aplausos del público presente en el salón de elección, luego de quedar empatada en primer lugar con la representante de Distrito Federal.

Hecho significativo este, ya que su elección se realizó de forma democrática, en una Venezuela que se encontraba bajo una dictadura militar.

Su triunfo fue considerado como el “triunfo del pueblo”, de los deseos del pueblo que no aceptaron la imposición de una reina por decisión de alguien que se creía superior a todos.

En Julio de 1955, viaja a Long Beach (Estados Unidos), para tomar parte en la competencia de Miss Universo.

Susana Duijm fue la primera representante venezolana que logra clasificar en el concurso Miss Universo, en donde logra ubicarse entre las 15 semifinalista. Cuenta Susana que uno de los jueces al finalizar la elección de la más bella del universo en 1955, se le acercó y le dijo que ella hubiera podido haber llegado más lejos en la competencia, pero al no saber caminar con zapatos de tacón alto, su caminar se veía muy feo y no la ayudó en nada.

El impacto de la exótica belleza de Susana Duijm, logró cautivar al dueño del concurso Miss Mundo, Eric Morley, quien se encontraba en Long Beach (sede del Miss Universo) observando el concurso e invita a Susana a que vaya hasta Londres en octubre de ese año a tomar parte en el concurso de Miss Mundo. Invitación que es extendida a otras candidatas latinas también.

Susana en Miss Mundo 1955

Llega el mes de octubre y Susana Duijm se embarca a la aventura del Miss Mundo en Londres, no sin antes haber recibido la ayuda de esos mismos protectores que tuvo en el Miss Venezuela, quienes ponen a disposición de Susana Duijm, las herramientas que le van a ayudar a conquistar la corona de Miss Mundo.

Su participación en el concurso siempre estuvo acompañada de anécdotas interesantes. Llegó antes de la fecha indicada a Londres, y por supuesto no había nadie de la organización Miss Mundo esperándola, y un periodista que la observó sola en el aeropuerto, al conocer la situación de la bella Susana, decide ayudarla, se la lleva a las oficinas del periódico, y al siguiente día su historia sale en primera página del periódico, que se hacía eco de la escultural belleza latina sola en Londres.

En el concurso de Miss Mundo del año 1955, tomaron parte candidatas de 21 países, quienes el 20 de octubre compitieron en las instalaciones del Lyceum de Londres en busca de convertirse en la muchacha más bella del mundo.

Entre las grandes favoritas a ganar la corona se mencionaban a la representante de Estados Unidos, Francia, Alemania, y la señorita Venezuela también era muy popular entre el público.

Entre los miembros del jurado que tenía la tarea de escoger a Miss mundo 1955, se encontraban: la estrella de la actuación norteamericana Gloria Swanson, el actor norteamericano Steve Cochran, el modisto de la reina Isabel II: Sir Edwin Hardy Amies, el famoso pintor británico Sir Gerald Kelly, la primera actriz inglesa Hermione Gingold, el editor de un popular periódico británico Charles Eade, entre otras personalidades.

ENTORNOINTELIGENTE

Comments

Dejar una respuesta